sábado, 12 de julio de 2008

Book review: Petrels night and day. II [Libros comentados: Petreles de noche y de día, 2ª parte]

Alma negra es el nombre que los Madeirenses dan al Petrel de Bulwer. Si los has visto volar sobre las olas entenderás el porqué de ese apelativo casi fantasmagórico. Sus tonos oscuros predominan en el plumaje y sólo en buenas condiciones de luz se aprecian algunas zonas más claras en las cobertoras. Estos detalles de vuelo y plumaje son tratados en la obra Petrels que estamos revisando con la magistral pluma del irlandés Killian Mullarney, conocido de todos por sus guías de campo e importante conocimiento ornitológico. El aspecto del Petrel de Bulwer es diagnóstico, pero su voz, que parece la de un perro! lo es más. Oírlo para creerlo. Las hembras cantan con un tempo más rápido mientras que los machos emiten sus ‘ladridos’ algo más espaciadamente.

Calonectris diomedea adulta mudando frente al Garraf, Barcelona, Agosto de 2004 (Ricard Gutiérrez). Más fotos de esta especie y discusión aquí.

Adult moulting Calonectris diomedea off Garraf coast, Barcelona, August 2004 (Ricard Gutiérrez). More photos of this species and discussion here.


Si la diferenciación entre los plumajes de Calonectris borealis y diomedea en el mar es algo en lo que ya hace 10 años tuve algo que ver y en lo que aún continúo investigando, resulta sorprendente, gratificante y absolutamente apasionante escuchar como las diferencias se extienden a las voces. Machos y hembras suenan diferente, con los machos de borealis como un bebé llorando y las hembras con una voz más ronca, más ‘mafiosa’.Las grabaciones que acompañan el libro nos muestran también voces del macho copulando. O del pollo desde el nido mientras una hembra pasa volando.


De forma interesante, aprendemos como las borealis ‘cantan’ de tres en tres estrofas y las diomedea mediterráneas lo hacen de dos en dos, con unas estrofas más ‘alargadas’.


Cuando oyes los reclamos de Calonectris edwarsii rápidamente te das cuenta que son más agudos que los de las otras dos Calonectris, aunque se parecen muy mucho estructuralmente a los de diomedea. Sin embargo machos y hembras se distinguen igual de bien que en los otros casos. Yo diría que son más lastimeros que las otras Calonectris que igual habéis oído en una noche de verano desde la terraza de algún hotel o apartamento en la Macaronesia o en Baleares.


El libro también cita las voces en el mar de especies no nidificantes como P.gravis o P.griseus.


Roques de Anaga de dentro y fuera, Tenerife, Canarias desde el ferry La Palma - Tenerife, Julio 2005 (Ricard Gutiérrez). En esta localidad se reproduce el petrel de Bulwer y la pardela chica macaronésica.

Anaga islets, Tenerife, Canary islands, from the La Palma- Tenerife ferry, July 2005 (Ricard Gutiérrez). This is a breeding location from Bulwer's Petrel and Barolos' Shearwater.


En el capítulo de las pardelas chicas, la Macaronésica, Barolo’s Shearwater Puffinus baroli, se distinguen machos de hembras, que tienen ambos un canto agudo, pero ligéramente más rápido en ehmrbas que en los machos. Cuesta un poco discernir esta diferencia pero ayudado de los sonogramas y de las anotaciones en cuanto a los segundos dentro de la grabación en los que hay que fijarse, te llegas a enterar de esas diferencias. Y estás deseando ponerlas en práctica!.


La descripción de la pardela chica de Cabo Verde Puffinus boydi completa esta parte de la presente revisión. Cuando oyes el reclamo de boydi por primera vez te das cuenta que se diferencian bien de baroli. El reclamo, por momentos, me recordaba (perdón a los expertos si esto es una barbaridad) a la cadencia de la voz de un tiránido tropical el Great Kiskadee Pitangus sulphuratus. ¿Cómo se diferencian de las baroli? Los dibujos de Killian Mullarney (y los reclamos grabados) creo que ayudarán bastante. Eso sí, cualquier primera cita para Europa vale la pena que venga acompañada de una buena foto. Pero, otra vez, este libro te ‘abre el apetito’ de ver especies como estas. O de profundizar en su conocimiento.


Continuará...

Abstract. Petrels night and day. II. This is 2nd chapter of the commented review of the Petrels book. From Bulwer's Petrel to Boyd's Shearwater. Interesting topics covering these species include the distinctive voice of 'dog-like' Bulwer's Petrel (with differences in tempo between males and females), the differences amongst not only plumage (as already known) between the three Calonectris shearwaters but also in their voice, particularly amongst males and females but also between three-toned borealis and two-toned diomedea and edwarsii, the latter higher pitched. Besides, plumage differences are explained for former forms of Little Shearwater now Barolo's P.baroli for the Macaronesia and Boyd's P.boydi for Cape Verde which also look quite distinctive in their voices.

No hay comentarios: