domingo, 10 de noviembre de 2013

Presumed hybrid Grey heron x Great White Egret (Ardea cinerea x Egretta alba) in Doñana, Spain

Presumed Ardea cinerea x Egretta alba. Entremuros, PN Doñana, Sevilla, 1.11.2013 © Carlos M.Martín

Versión en castellano: usar 'Translate/Traducción' applet


On the 1st of November 2011, while birdwatching within Doñana Natural Park at Entremuros area, Sevilla, Carlos M.Martín noticed what immediately recalled him an hybrid between Grey Heron (Ardea cinerea) and Great White Egret (Egretta alba). It was close to a pond at 37º06´18.86´´N 6º15´28.32´´O where there were dozens of Great White Egrets, some of them ringed.  He took a photo lucky enough to capture within the same frame (see above) the presumed hybrid (right) and both alleged parent species (Great White Egret, left, and Grey Heron, center).

As he stated in his notes on the observation:

'Baso mi apreciación de que puidera tratarse de un "presunto" híbrido -más alla de un plumaje aberrante- en que presenta caracteres que evocan a ambas especies: el pico amarillo y la cara blanca, así como el diseño del color sobre la narina, en la base del pico, parecen señalar a Garceta Grande, mientras la generalidad del plumaje -y un atisbo de moño- sugiere una "aberrante" coloración de Garza Real'.
 
 'I support my assessment that the bird might be an "alleged" hybrid-beyond any kind of aberrant plumage - in presenting characters that evoke both species: yellow bill and white face and the color design around the nostril, in the bill base, seem to point to Great White Egret, while the generality of plumage, and a hint of bow-suggests an "aberrant" coloured Grey Heron '.

Discussion

The bird clearly had a Grey Heron (hereafter cinerea) 'input' shown in the greyish tinge, shoulder patch and mantle colour, plus neck marks. However, structure (despite a somewhat alert posture in the photo) looks slender than cinerea, then approaching nearby Great White's (alba). Leg length seems also closer to that of alba as well as bill structure, including the lore colour and shape. Besides, bill structure (see below) is not exactly that of alba but it is narrower in the base than that of cinerea (adult depicted, even thicker in some first-calendar year birds). Bill tip is black, as in alba too. 


Photo-collage of Egretta alba (left), adult Ardea cinerea (middle) and presumed hybrid (right) from Carlos M.Martín photo above and wikimedia commons Grey Heron. Notice shapes of bill and bare parts in all three individuals (© Ricard Gutiérrez, the collage).


McCarthy (2006) Handbook of Avian Hybrids of the World  reports natural hybridization in the Netherlands and that the breeding range of both presumed parent species overlaps in South Eurasia. It reports cases in Latvia (Baumanis 1998) and the Netherlands (Eigenhuis 1984), the latter showing some traits similar to the Doñana bird. Kajzer & Rubacha (2010) account for another case in Poland.

Albeit not much reported, cases of hybridization having Grey heron as one of the parents also include not surprisingly the Purple Heron (A.purpurea) (e.g. Campos 1990), as the other but even more surprisingly than the alba case depicted here, the Little Egret (E.garzetta) too (Lippens & Burggraeve 1983). Caution is needed taking apart cases of plumage aberrations when dealing with odd-looking herons such as this one.


References


Citation

Martín, C.M. & Gutiérrez, R. 2013. Presumed hybrid Grey heron x Great White Egret (Ardea cinerea x Egretta alba) in Doñana, Spain. Birds in Spain Blog. Retrieved from http://birdspain.blogspot.com/2013/11/presumed-hybrid-grey-heron-x-great.html 

viernes, 4 de octubre de 2013

Voltors negres a la costa de Barcelona [Buitres negros en la costa de Barcelona]

Una veïna de Sant Joan Despí observa sorpresa un voltor negre sobrevolant casa seva a Sant Joan Despi el 2.10.2013 © Ag K060 PL SJoan Despí


El 2.10.2013 es ve rebre un avís de que un observador havia vist un voltor negre (Aegypius monachus) sobre el casc urbà de Cornellà de Llobregat, Barcelona, a l'alçada de l'itinerari del Trambaix. L'observació va ser feta a simple vista i, atesa la raresa de la cita, no es va poder descartar que en realitat fos un voltor comú (Gyps fulvus) vist a contrallum. Aquí va quedar 'la cosa' fins que no s'obtinguessin més dades de la cita.

La sorpresa és que en data 4.10.2013 es va rebre confirmació per part de la Policia Municipal de Sant Joan Despí, via el cos d'Agents Rurals i el Centre de Recuperació de Torreferrussa de la Generalitat de Catalunya de que realment sí va haver-hi un voltor negre a la comarca del Baix Llobregat el dia 2.10.2013: un exemplar va ser fotografiat per ciutadans i la policia local de Sant Joan Despí en vol i aturat en aquesta població de la ribera del Llobregat.

Alertats els agents rurals, es va intentar la captura de l'exemplar però va marxar volant sense que es conegui la seva direcció ni situació actual. L'exemplar no presentava, en apariència, marques alars ni altres indicis que poguessin indicar-nos la seva procedència.

Voltor negre (Aegypius monachus) a Sant Joan Despí el 2.10.2013 © Ag K060 PL SJoan Despí
Voltor negre (Aegypius monachus) a Sant Joan Despí el 2.10.2013 © Ag K060 PL SJoan Despí


Hi ha un projecte de reintroducció del voltor negre als Pirineus en el que els ocells que hi participen estan anellats i porten marques de pvc i alguns decoloracions en plomes, que permeten la seva individualització (vegeu el catàleg de voltors marcats aquí, pdf), però fins el moment no es pot concretar si aquest exemplar pertanyia a aquest projecte, a algun altre o simplement era salvatge.

Existeix una cita prèvia de voltor negre a la comarca, al delta del Llobregat: entre el 19-24.11.1996 es va veure un exemplar procedent del projecte de reintroducció del massís francès dels Cévennes. Aquest ocell va deixar el delta i va voltar pel llevant ibèric per després retornar a França (vegeu Gutiérrez 1998, Spartina 3: 205-214), pel que el present cas ha de tractar-se igualment d'un individu en dispersió des de les seves àrees habituals de distribució.

El voltor va marxar sense que es coneguin més cites fins el moment © Ag K060 PL SJoan Despí


viernes, 23 de agosto de 2013

Limícolas estivales II

Segunda entrega de limícolas en la segunda mitad de julio en el Delta de l'Ebre, Tarragona. 

En este caso, aves migratorias, la mayoría adultos algunos ya mudando a plumaje de invierno. Observad las diferencias entre Tringa glareola, T.ochropus y Actitis hypoleucos (especialmente como varía el aspecto del andarrios chico según la postura que adopte...). Pero también en el patrón alar por debajo de los dos primeros.Las fotos están salteadas para mejor observar las diferencias.

No deja de ser tampoco interesante la presencia de especies escasas como el correlimos de Temminck o la rareza Limicola falcinellus. ¿Quien dijo que el verano era aburrido para la observación de aves?

Todas las fotos digiscoping a pulso sobre Leica 20-60x con coolpix 5200 © Ricard Gutiérrez


Actitis hypoleucos, ad br

Calidris ferruginea, ad moulting

Calidris ferruginea, ad moulting

Calidris ferruginea, ad moulting

Calidris minuta, ad moulting

Limicola falcinellus, ad, worn

Tringa glareola ad

Tringa glareola ad

Actitis hypoleucos ad moulting

Calidris temminckii ad moulting

Calidris temminckii ad moulting

Actitis hypoleucos ad

Tringa ochropus ad

Tringa glareola

Tringa glareola

Tringa ochropus

miércoles, 14 de agosto de 2013

Alcaudón chico: luchando para evitar su extinción en la Península



Lanius minor. Juvenil. Lleida, 5.8.2013 © Ricard Gutiérrez

Dice una máxima del gestor de espacios naturales y de fauna salvaje que si en una zona tenemos la tranquilidad adecuada, hay hábitat propio de la especie que buscamos y tenemos abundancia de recursos alimentarios, deberíamos encontrar la especie de ave que ocupa dicho hábitat. Si no se ha extinguido antes, claro. La antígua, ya exígua, distribución de la especie en Catalunya, circunscrita a l'Alt Empordà, Girona, y el sur de Lleida, se ha visto drásticamente reducida en los últimos años a una sola pareja en los alrededores de Lleida.


Mapa de distribución del alcaudón chico en Catalunya entre 1999-2002 (Fuente: SIOC). Entre 1975 y 1983, la especie ocupaba zonas de la comarca de l'Empordà y del Segrià, en Lleida, ahora drásticamente reducidas.

A los factores descritos en la bibliografía como bajo número poblacional, pérdida de calidad del hábitat, mortalidad etc, se añade que esta especie no llega a la Península desde África via Gibraltar sino después de una larga migración que pasa por el Este de Europa. Las aves cruzan por el Mediterráneo oriental en vez de por Andalucía y en primavera 'suben' por la península arábiga para luego girar hacia el Oeste. Estamos en lo que ferroviariamente sería 'la última estación de un tren de larga distancia'. Y se trata de un camino largo y lleno de obstáculos. 

La población de 18 a 22 parejas que menciona el SIOC y que yo mismo censaba en los años 1990s en Lleida ha pasado a solo una pareja. La última de la Península. No es de extrañar que una asociación de nombre 'Trenca' (alcaudón chico en català) haya puesto manos a la obra, junto con las administraciones competentes y algunos patrocinadores, para intentar casi a lo Misión Imposible, salvar la especie. En su página web existe una amplísima y muy interesante información sobre el proyecto, la especie y todos los esfuerzos que se están efectuando para evitar que esta especie engrose el listado de 'extinguidas' en el país.

Así nos plantamos en 2013, cuando solo queda una pareja de macho salvaje y hembra del programa de recuperación que ha ido dos veces a Africa subsahariana (ver fotos), y que han sacado adelante cinco pollos que se unen a los 28 nacidos en el programa de cautividad (más información en la web de Trenca).

Lanius minor. Ad ♂. Lleida, 5.8.2013 © Ricard Gutiérrez
Lanius minor. Ad ♀. Lleida, 5.8.2013 © Ricard Gutiérrez

Como comentó Marc Gàlvez, uno los responsables del proyecto,  el día de la visita 'después de haber estado cazando con rinocerontes, esta pareja ahora está en este último reducto de Lleida'

Todos los pollos, han sido marcados con anillas de pvc, lo que permite su control a distancia, sea visualmente o mediante fotografias con la técnica de digiscoping, como las que acompañan este texto. ¡Alerta a las observaciones pues! Aunque raros, se han observado ejemplares de esta especie fuera de su reducidísima área de distribución.
 
Lanius minor. Juveniles. Lleida, 5.8.2013 © Ricard Gutiérrez

Jaulas de hacking en el entorno rural de la finca de Lleida donde se lleva a cabo el proyecto. Obsérvese en primer término la abundante vegetación de los márgenes, refugio de numerosas presas para los alcaudones. Lleida, 5.8.2013 © Ricard Gutiérrez



En este proyecto, colaboran voluntarios de Trenca como Gerard y Jana (fotos) que controlan las aves liberadas y anotan la presencia diaria, en turnos de mañana y tarde, de los alcaudones y su código de color.
 

Voluntarios de la asociación Trenca monitorizando los ejemplares de alcaudón chico. Lleida, 5.8.2013 © Ricard Gutiérrez
Lanius minor. Juvenil. Lleida, 5.8.2013 © Ricard Gutiérrez
Con el marcaje con anillas de color, se controla la presencia de las aves liberadas así como su adaptación al medio. Lleida, 5.8.2013 © Ricard Gutiérrez
La plantilla de trabajo permite anotar en turnos de mañana y tarde la presencia de las diferentes aves liberadas así como de las de origen salvaje, en base a las lecturas de anillas de color. Lleida, 5.8.2013 © Ricard Gutiérrez
Elanus caeruleus? Lanius meridionalis? Pica pica? ¡no! Lanius minor. Juvenil con anillas de color y metálica . La foto es malísima pero da pie a intuir que hay algo en las patas: anillas metálica y de colores. Lleida, 5.8.2013 © Ricard Gutiérrez


 ¿Cómo puede ser que solo quede una pareja salvaje de esta especie?

Lejos quedan los años en que censábamos en verano las 15-20 parejas que criaban en sectores del S de Lleida. En aquel tiempo también lo hacían en un sector próximo de Huesca. Nada queda de ello. ¿La razón? Varias. No podemos convencer a los alcaudones de que migren por Gibraltar en vez del Bósforo. Y que por tanto tengan un viaje más corto y con 'menos peligros'. Pero entre las razones que tienen una presunta causa-efecto está sin duda la intensificación agrícola. Campos donde antes nidificaban carracas ahora son de regadío y se cultiva el maíz. Otros siguen aparentemente igual, pero no hay alcaudones chicos. Algo pasa.


Campos en barbecho, márgenes con abundante vegetación ruderal, un método de trabajo más tradicional sin tantos pesticidas están detrás del éxito de la zona. Lleida, 5.8.2013 © Ricard Gutiérrez

Es evidente que nadie quiere otro añadido a la lista de ‘extinguidos’ estatal. Ya hay bastante con el ostrero canario Haematopus moquini. En este caso, y a diferencia del malogrado ostrero, el alcaudón chico no desaparecería a nivel mundial, dado que aún persiste en otros lugares de su ‘vía migratoria’. Pero sí significaría una pérdida de diversidad para nuestro patrimonio natural. Un toque de alarma significativo de lo que acontece, sí, por un largo viaje, pero también por una gestión mejorable de los ecosistemas donde viven estas especies. 

Y para muestra de las cosas que se hacen 'bien' está el reducto donde persiste esta última pareja y donde se efectúan las labores de conservación de la misma, pletórico de insectos, conejos, especies sensibles como la carraca, con siete parejas nidificantes (M.Gàlvez com pers) o diferentes rapaces incluyendo el escasísimo Elanio Azul.  

Coracias garrulus juvenil (izquierda) y adulta (derecha) a más de 1 km de distancia. Hasta siete parejas nidifican en la zona. Lleida, 5.8.2013 © Ricard Gutiérrez

Elanus caeruleus (este sí). Adulto. Lleida, 5.8.2013 © Ricard Gutiérrez

¿Es casualidad que todo ese patrimonio resista en esa área?.  En biología puede haber una casualidad una vez. A partir de dos empezamos a hablar de patrón emergente, de evidencias. De evidencias tan constatables como que la gestión de la zona donde sobrevive la trenca tiene mucho que ver con su conservación actual.  

Esperemos que, gracias a los trabajos que se efectúan, se evite la extinción de esta belleza natural que sin duda es el alcaudón chico. Un indicador de que se está perdiendo algo más que una extraordinaria especie protegida.


Lanius minor. Juveniles. Lleida, 5.8.2013 © Ricard Gutiérrez


Todas las fotos © Ricard Gutiérrez. 5.8.2013. Efectuadas mediante la técnica de digiscoping a pulso sobre telescópio óptico excepto las de paisaje, de ahí su limitada calidad pero interés documental. Gracias a Marc Gàlvez por la atención prestada y a Jana y Gerard por su trabajo voluntario.